Fotograma de la película Desayuno con diamantes, dirigida en 1961 por Blake Edwards. © Retales de un idilio

¿Quién no es capaz de enamorarse de Holly Golightly? Seguro que picamos como niños, que nos dejamos embrujar por su vida disipada y por los reflejos de una alta sociedad a la que, como ella, no pertenecemos. El que esto escribe entregaría a una ONG —Frikis sin Fronteras, por ejemplo— sus ahorros (ahorrillos, más bien) por asistir a sus fiestas.

La verdad, son un tanto agridulces y empaparse, ya puestos, de martinis en el bar de Joe, pasear por Nueva York escuchando sus peroratas absurdas, cruzar los puentes de Brooklyn a pie e intentar escribir una novela mientras fisgamos desde la ventana que da a su apartamento.

Desayuno con diamantes contamina a Desayuno en Tiffany’s, ¿o es al revés? Poco importa, tanto la película de Blake Edwards como la novela crean de la nada iconos tan perdurables como las pirámides de Egipto. Y si no es así, que se lo pregunten a IKEA. Dice Manuel Vicent de la prosa de Truman Capote que «fluye de la eufonía perfecta de las palabras justas, que se ondulan en cada frase».

Portada del libro.  © Anagrama

Y no se equivoca. No sabemos si estamos ante una novela corta o un relato largo, para el caso es lo mismo. Somos Fred desde el primer momento y, lo más espinoso, es que desde el primer minuto tenemos ya en el paladar el sabor amargo del desencuentro.

«Tengo más o menos la altura de una escopeta y soy igual de estrepitoso», decía de sí mismo Capote.  Y no es para tanto, pues su prosa es, en apariencia, ligera como la silueta de la señorita Golightly, pero es pura apariencia. La historia, que puede pasar por intrascendente, nos va atrapando hasta tal punto que miraremos por la ventana cualquier mañana por si escuchamos cantar a nuestra vecina una canción en portugués macarrónico, seguro.

Fernando Martínez
Editor de FM Revista de Cultura
Fernando Martínez on EmailFernando Martínez on FacebookFernando Martínez on GoogleFernando Martínez on InstagramFernando Martínez on LinkedinFernando Martínez on PinterestFernando Martínez on RssFernando Martínez on TwitterFernando Martínez on Youtube

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies